Guía para introducir alimentos sólidos en la dieta de tu bebé paso a paso

La introducción de alimentos sólidos en la dieta de tu bebé es un hito importante en su desarrollo y puede ser una experiencia emocionante y gratificante para los padres. Como especialistas en odontología infantil, hemos ayudado a muchos padres a navegar por este proceso y asegurar que sus hijos desarrollen hábitos alimenticios saludables que beneficien su salud bucodental a largo plazo.


En este artículo te guiaré a través de la introducción de alimentos sólidos, incluyendo la importancia de este proceso, su impacto en el desarrollo dental, y te daré pautas prácticas y consejos para empezar, junto con los consejos de su pediatra podrás empezar este reto y acompañar a tu hijo también en el desarrollo de hábitos saludables de alimentación.

bebecomiendosolidos

La importancia de introducir alimentos sólidos para la salud bucodental.

La introducción de alimentos sólidos va mucho más allá de simplemente ampliar su dieta. Este proceso desempeña un papel fundamental en su crecimiento y desarrollo general, incluyendo su salud bucodental.

Beneficios para la salud bucodental.

  • Desarrollo dental: La transición a alimentos sólidos promueve el desarrollo dental adecuado. Masticar alimentos sólidos ayuda a estimular el crecimiento óseo en las mandíbulas y así aumenta el espacio disponible para la erupción de los dientes.
  • Dientes más fuertes: Los alimentos sólidos, especialmente aquellos ricos en nutrientes como el calcio, el fósforo y la vitamina D, y libres de azúcares ayudan a prevenir la caries dental.
  • Limpieza dental: Masticar alimentos sólidos actúa como una forma natural de «limpieza dental” arrastrando de forma mecánica los restos de los alimentos que puedan permanecer en boca. Además, la masticación, aumenta la producción de saliva, que a su vez ayuda a eliminar bacterias y equilibrar el ph de la cavidad oral, reduciendo el riesgo de caries y enfermedades gingivales.
  • Establecimiento de hábitos saludables: Introducir una variedad de alimentos sólidos desde una edad temprana ayuda a establecer hábitos alimenticios saludables a largo plazo. Esto puede reducir el riesgo de obesidad infantil y problemas de salud asociados.

Cuándo empezar a introducir alimentos sólidos

La edad recomendada para introducir alimentos sólidos es alrededor de los 6 meses de edad. A esta edad, los bebés generalmente han desarrollado las habilidades físicas y cognitivas necesarias para comer alimentos sólidos, incluyendo sentarse sin apoyo, tener control de la cabeza y mostrar interés en los alimentos. Además suele ser en este momento cuando empiezan a erupcionar los primeros dientes de leche. Sin embargo, es importante recordar que cada bebé es único, así que ajusta este cronograma según las necesidades individuales de tu pequeño.

Si tienes alguna preocupación o duda, consulta con tu pediatra y con tu odontopediatra.

Cómo introducir alimentos sólidos

A continuación, se presentan algunos consejos para comenzar a introducir alimentos sólidos:

  • Empieza con sabores suaves de frutas y verduras. Ofrece una variedad de sabores y texturas para que tu bebé se vaya acostumbrando a diferentes gustos.
  • Progresa gradualmente: Introduce nuevos alimentos de uno en uno, esperando unos días entre cada nuevo alimento. Esto te ayudará a identificar cualquier posible alergia o intolerancia alimentaria.
  • Muestra consistencia: Ofrece alimentos con diferentes consistencias. Evita abusar de papillas, purés y comidas demasiado blandas. Deben comer comida REAL Y EXIGENTE. Esto ayudará a tu bebé a desarrollar sus habilidades de masticación y deglución.
  • Utiliza cucharas: En lugar de depender solo de los tarritos de comida para bebés, utiliza cucharas para alimentar a tu pequeño. Esto le permitirá experimentar diferentes texturas y sabores, y también fomentará su coordinación boca-mano.
  • No agregues azúcar o sal: Evita agregar azúcar o sal a las comidas de tu bebé. Su paladar está desarrollando su sentido del gusto, así que es importante exponerlo a sabores naturales. El excesomde azúcar puede contribuir a la caries dental, mientras que el exceso de sal puede afectar su desarrollo renal.
  • Ofrece agua: A partir de los 6 meses, ofrece agua además de la leche materna o fórmula. El agua ayuda a mantener una buena hidratación y también puede promover una buena salud dental al limpiar la boca después de las comidas. EVITA LOS ZUMOS Y BATIDOS.
bebe con cuchara

El Baby Led Weaning (BLW) es muy ventajoso porque ayuda a los bebes a desarrollar todos los músculos implicados en la masticación. El niño come solo y habitualmente por ambos lados de la boca. Es conveniente que coma sólo con supervisión pero sin ayuda.


La transición a alimentos sólidos es un proceso emocionante pero puede ser abrumador para algunos padres. Recuerda que cuando comenzamos a introducir alimentos sólidos sin triturar es muy importante adaptar la dieta a las habilidades de masticación del bebé, cortar los alimentos en pequeños trozos alargados y manejables (del tamaño de un puño de bebé) para evitar riesgo de asfixia y supervisar a tu bebé mientras come. Asegúrate de que esté sentado y no deje que camine o corra con comida en la boca. Anímalo a masticar bien los alimentos antes de tragar.


Buscar la ayuda de un profesional de la salud especializado en nutrición infantil puede hacer que este proceso sea más sencillo y controlado.


En mi consulta en Hortaleza, Madrid, ofrecemos asesoramiento a padres que buscan orientación para que la introducción de alimentos sólidos ayude al desarrollo de la salud oral y vuestro hijo desarrolle una función de masticación adecuada. Nuestra Odontopediatra os acompañará durante todo el proceso.

¡Te espero en tu próxima cita!

Dra. Sara Hawkins

Odontóloga en Hortaleza, Madrid

Scroll al inicio